Decálogo de la conversión pastoral

Adoración eucarística

Mons. Francisco Cerro Chaves, Obispo de Coria-Cáceres

1. Es volver una y otra vez a una mirada contemplativa para vivir con los sentimientos del Corazón de Cristo.

2. Es ser “itinerante contemplativo” en las entrañas del mundo.

3. Es salir a las periferias para ser Buena Noticia a los pobres.

4. Es construir desde nuestra pobreza.

5. Es ser sembradores desde la alegría.

6. Es apostar por una Iglesia de comunión.

7. Es abrirse a la esperanza.

8. Es no instalarse en el egoísmo, la patria de la tristeza.

9. Es caminar juntos con Cristo para buscar y fortalecer la fe.

10. Es gritar la Buena Noticia de Jesús que tiene un corazón humano.

Anterior

¡Viva Cristo Rey!

Siguiente

Obstáculos en la oración (VI)